Imprimir E-mail
Smart Cities, el futuro es hoy
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 

altEn los últimos años se ha acuñado un término para denominar la evolución de las ciudades del mundo, las conocidas Smart Cities o ciudades inteligentes, nacieron de las llamadas Ciudades Digitales, en el año 2004 en España.


Aún cuando se considera un término inacabado y/o perfectible se puede describir como aquella urbe que ha aplicado a su cotidianeidad tecnologías de la información y de la comunicación (TIC) en prestación de servicios públicos de alta calidad, seguridad, productividad, competitividad, innovación, emprendimiento, participación, formación y capacitación, esto con el objetivo de proveerla de una infraestructura con un desarrollo sostenible, incrementando de la calidad de vida de los ciudadanos, una mayor eficacia de los recursos disponibles y una participación ciudadana activa.


Para el año 2050 un 85% de la población mundial vivirá en ciudades, Naciones Unidas prevé que la población habrá alcanzado los 6 mil 300 millones de personas compartiendo estos espacios, este hecho provoca que en las siguientes décadas existan grandes retos tales como abastecimiento energético, provisión de bienes y materias primas, prestación de servicios sanitarios y de seguridad, emisiones de CO2 y por supuesto lo que más aqueja a las ciudades actuales: el tráfico y la movilidad.


Muchos son los estudios y textos que ha generado este concepto, pero destacando a Fadela Amara -Secretaria de Estado a cargo de la Política de la Ciudad en el Ministerio de Vivienda y urbanismo del gobierno del Primer Ministro de Francia François Fillon- “una ciudad inteligente lo es fundamentalmente a través de la digitalización, utilizando todo el abanico de tecnologías disponibles al servicio de los ciudadanos. Igualmente, debe ser capaz de crear empleos, además de tener un sistema de transporte de alta calidad al servicio de los residentes, para así garantizar una buena y cómoda movilidad. A esta lista también se agregan, hogares saludables y funcionales, un buen sistema sanitario y educativo, y facilidades en materia de ocio y diversión”.


A esta concepción se le une la de ONU-Hábitat, el programa de Naciones Unidas que trabaja por un mejor futuro y que define que la movilidad es una dinámica clave de la urbanización. “La infraestructura asociada a esta determina el modelo urbano de las ciudades, la impresión espacial definida por calles, sistemas del transporte, espacios y edificios. En 2005, se realizaron aproximadamente 7,500 millones de viajes al día en ciudades del mundo. Para 2050 se estima triplicar o cuadruplicar en kilómetros cubiertos por pasajeros respecto al año 2000 (siempre y cuando los costos de infraestructura y de energía lo permitan). Asimismo, el transporte de carga podría aumentar más del triple durante este período.


Sin embargo, a pesar del aumento en los niveles de movilidad urbana en el mundo, el acceso a los lugares, actividades y servicios se está tornando cada vez más difícil. El crecimiento urbano descontrolado (la expansión horizontal de baja densidad de las ciudades sobre territorios extensos), ha aumentado la distancia entre destinos funcionales, como locales de trabajo, escuelas, hospitales, oficinas de administración o centros comerciales, lo que ha conducido a un aumento de la dependencia de transporte motorizado privado, así como de otros tipos de movilidad dependiente del automóvil. Por consiguiente, la congestión y los embotellamientos de tránsito se han convertido en norma en muchas ciudades.


En algunas ciudades, la separación física entre las áreas residenciales y los lugares de empleo, mercados, escuelas y servicios médicos obligan a muchas personas a pasar cada vez más tiempo y a gastar en torno de una tercera parte de sus ingresos en transporte”.


Es en este contexto que las Smart Cities urgen a un cambio de paradigma con base en subsistemas concretos:


Generación distribuida : Consiste en que la ciudad inteligente posea generación eléctrica repartida por el territorio.

Smart Grids:redes inteligentes interconectadas, las cuales poseen una circulación  bidireccional de datos entre el service center y el usuario.

Smart Metering:medición inteligente de los datos de gasto energético de cada usuario, a través de telecontadores donde se realizan las lecturas a distancia y a tiempo real.

Smart Buildings: como modelo de eficiencia, los edificios deben ser inteligentes. Edificios domóticos que respetan el medio ambiente y que poseen sistemas de producción de energía integrados.

Smart Sensors: Los sensores inteligentes tendrán la función de recopilar todos los datos necesarios para hacer de la ciudad una Smart City. Son parte fundamental para mantener la ciudad conectada e informada, y hacer que cada subsistema cumpla su función.

eMobility: Implantación del vehículo eléctrico, y los respectivos puestos de recarga públicos y privados.

Smart Citizen: sin su participación activa no es posible poder llevar a cabo estas iniciativas.


Smart Cities 2020


En un futuro no muy lejano -2020- las Smart Cities prevén 3 objetivos principalmente:


Las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) se reduzcan en un 20%.

El consumo de energía se reduzca un 20% mediante mejoras en la eficiencia energética.

Un 20% de la generación eléctrica sea con energías renovables...


Lee la nota completa en nuestra revista impresa…

 
MGC Comunicación Corporativa S.A. de C.V.
World Trade Center
Montecito 38 Piso 33 Oficina 12
Col. Napoles
México D.F. C.P. 03810
e-mai: dgeneral@motoradiesel.com.mx

Aviso de Privacidad    Terminos Legales


Síguenos en:

Siguenos en Facebbok Siguenos en Twiter